Silenciosamente el Covid-19 se traga al Caquetá

Silenciosamente el Covid-19 se traga al Caquetá

Sin que las autoridades tanto departamentales como municipales le presten la debida atención a lo que está sucediendo, silenciosamente el Covid-19 se está tragando al Caquetá; a la fecha ya son 9.870 contagiados y 340 personas muertas. En un departamento con tan poca población estas cifras son alarmantes.

El 12 de octubre día de la raza, se registraron 221 nuevos contagiados, lo cual indica que la curva ascendente del Coronavirus en el Caquetá es alarmante y mientras tanto la ciudadanía totalmente despreocupada, a dejado de lado las medidas de bioseguridad y como si no hubiese peligro andan sin tapabocas, hacen fiestas con las correspondientes aglomeraciones, siguen con los paseos de olla, los motociclistas llevan parrillero como si nada, incluso sin usar tapabocas y mientras tanto que les da el virus sigue cobrando víctimas: la reactivación económica está pasando la respectiva cuenta de cobro.

Señor gobernador, señores alcaldes: ustedes son los primeros responsables del descuido en las medidas de bioseguridad que está permitiendo el silencioso avance del virus que sin mucho aspaviento se está tragando a los caqueteños; la reactivación es necesaria, pero las medidas utilizadas en esa reactivación son inocuas; es necesario que se despierten nuevamente y le presten la atención que la pandemia requiere con urgencia.

Señor gobernador, señores alcaldes: ustedes son los llamados en hacer que la ciudadanía cumpla las normas de bioseguridad que han permitido el silencioso avance del virus que sin mucho aspaviento se está tragando a los caqueteños; la reactivación es necesaria, pero las medidas utilizadas en esa reactivación son inocuas; es necesario que se despierten nuevamente y le presten la atención que la pandemia requiere con urgencia.

Compartir

Comentarios

comentar