Florencia. Con la acusiocidad que lo caracteriza el Arzobispo de la Arquidiócesis de Florencia Omar de Jesús Mejía Giraldo, en un comunicado dirigido a sus sacerdotes, les pide que en la Semana Santa que se aproxima, privilegien la Santa Misa sobre cualquier otra celebración religiosa y eviten las aglomeraciones y que tengan un estricto cumplimiento con las medidas de bioseguridad, para evitar al máximo cualquier contagio del Covid-19.

El Pastor de la Iglesia Católica hace énfasis en la colaboración que se debe tener con los gobernantes y el apoyarse en las redes sociales y en los medios de comunicación para difusión de las ceremonias religiosas que se realicen.

Monseñor hace énfasis también en la bendición de los ramos en la tradicional Misa de Ramos, en omitir el beso en el lavatorio de los pies y en la adoración de la Santa Cruz del Viernes Santo.

Si se hacen procesiones o viacrucis, que sea solamente con un reducido grupo de ministros y acólitos, de tal manera que los feligreses puedan ser bendecidos al paso de estas manifestaciones religiosas.

Según las recomendaciones del Prelado, la Semana Mayor sigue siendo un tiempo de recogimiento en el cual se conmemora la Pasión y Muerte de Nuestro Señor Jesucristo, pero en esta oportunidad debido a la pandemia que azota al mundo, todas las manifestaciones religiosas que se realicen, deben estar supeditadas a las estrictas normas de bioseguridad establecidas con el fin de evitar el contagio del Coronavirus.

Comentarios

comentar