Dialogue y actúe Señor Presidente

Dialogue y actúe Señor Presidente

El diálogo hoy 24 de noviembre a las 4 de la tarde del Presidente Iván Duque con los gobernadores y alcaldes electos, tiene que ser el principio de un diálogo nacional y productivo a corto y mediano plazo con las fuerzas sociales del país, si se quieren apaciguar los ánimos y que el país no se desborde en hechos de violencia como algunos enemigos de la paz pretenden.

La convocatoria es una positiva señal de que los ciudadanos unidos le abrieron a la fuerza los oídos al Jefe del Estado, para que entendiera que se tienen que hacer reformas urgentes que a la gente le duele porque afecta directamente su presupuesto, su nivel de vida y por ende la tranquilidad y el sosiego de las familias.

Los masivos cacerolazos en las principales ciudades del país después del paro del 21 de noviembre, desafiando incluso la Ley seca como ocurrió en Bogotá, cacerolazos donde la gente expresaba abiertamente su descontento con las políticas gubernamentales, obligan a que el Presidente actúe en el menor tiempo posible, corrigiendo algunos esperpentos que son los que más le duelen a los colombianos.

Y entre esos esperpentos están los sueldos y privilegios escandalosos de los congresistas, de los gerentes de algunas empresas del Estado, como el caso del gerente de Ecopetrol que gana incluso más que los congresistas; no es posible que una sola persona gane más que 40 colombianos que trabajan al sol y al agua 18 y hasta 24 horas del día por un salario mínimo. Eso es aberrante y se tiene que corregir en el menor tiempo posible.

Y el gobierno debe dejar de mentir; en campaña el Iván Duque dijo tajantemente que en su gobierno “no habrá fracking”, y ahora quiere implementarlo a como de lugar; dijo que “no habrá más impuestos” y prepara reformas para esclavizar más y más a las clases trabajadoras mientras que favorece a los grandes cacaos quienen son los que se aprovechan de lo que producen los colombianos.

Porque no es posible que explotadores como Luis Carlos Sarmiento Angulo obtengan ganancias en sus entidades bancarias del orden de los 30 y 40 BILLONES de pesos trimensuales y quieran más y más, estableciendo normas soterradas que a diario les producen miles de millones de pesos: cada vez que usted mete una tarjeta a un cajero electrónico, le está metiendo 4 y 5 mil pesos al bolsillo de Sarmiento Angulo y todavía quiere más. No eso no es así, eso se tiene que acabar.

Que era mentira que se preparaba una reforma pensional, nanay cucas, el borrador ya estaba como ha sido denunciado públicamente y solo se estaba tanteando a la gallina para saber si podría con ese huevo.

El descontento es general y no se debe engatusar a la gente que es algo orquestado por izquierdas extremas para desestabilizar el país; no se pueden estigmatizar a los padres de familia que agobiados por los impuestos protestan, a los estudiantes y docentes que luchan por un presupuesto mejor para la educación, a los transportadores porque protestan por los escandalosos precios de la gasolina; no, ese no es el camino, el camino está en poner remedio a esos males y rápido.

Que las mesas de diálogo que propone el gobierno sean inmediatas, efectivas y no chorros de agua para enfriar el descontento general; la gente ya no come cuento; dialogue y actúe Señor Presidente.

Comentarios

comentar