Huertas escolares regreso al campo de los niños de la zona rural de Curillo

Diariamente los niños de la sede principal de la Institución Horizonte, zona rural del municipio de Curillo, al sur del Caquetá, cuidadosamente limpian y abonan su huerta escolar, huerta donde obtienen alimento para ellos, e incluso generan algún recurso económico, siempre de la mano de su Directora la profesora Elodia Cristina Zanabria González, quien inculcándoles esta práctica, les está devolviendo el amor por el campo que estaban perdiendo debido a muchos factores que se presentan en esa zona del sur del departamento del Caquetá.

 

Curillo. Son 7 sedes las que tiene la Institución Educativa Horizonte de la zona rural del municipio de Curillo al sur del Caquetá, y en esas sedes, sus más de 100 alumnos cuidan con esmero sus huertas donde producen tomate, cilantro, cebolla, frutales, en fin, una gran variedad de alimentos que les sirve para el consumo en sus respectivas instituciones y a su vez para utilizar como abono los elementos de la basura que reciclan y aprovechan de esta manera.

Su Directora, la profesora Elodia Cristina Zanabria González, guía con esmero a sus estudiantes, les enseña la forma cómo reciclar la basura para convertirla en el abono que necesitan sin necesidad de químicos y los estimula para que lleven esos conocimientos a las parcelas de sus padres, de tal forma que allí también se cultiven los alimentos que se necesitan para el hogar, y a su vez, generen algunos recursos que les permita a las familias mejorar su calidad de vida.

Con las huertas escolares, la mencionada institución le está devolviendo a los niños el amor por el campo, les está devolviendo el deseo de cosechar, el sentido de pertenencia con las parcelas de sus padres y ese amor de Amazonía que les permita conservar el entorno que les dio la naturaleza.

Compartir

Comentarios

comentar

4 views